NO ME RUEGUES QUE TE DEJE.

ruth.gif

Por Roberto Salgado Jr.

“Pero en cuanto a mí, el acercarme a Dios es el bien; he puesto en Jehová el Señor

mi esperanza , para contar todas tus obras”

Salmo 73: 28

 

Propósito de las tipologías:

El Ministro de adoración, y en particular los danzores, deben comprender, que la razón de usar símbolos, colores, formas, movimientos, no provienen de una particular moda o por que se les ocurrió a alguien de repente; la tipología es una forma bíblica de enseñar los propósitos de Dios para la humanidad en su caminar hacia la Presencia del Santo

La Escrituras, al referirse de estos asuntos (tipología), los llama “figura y sombra de las cosas celestiales” (Hebreos 8: 5), o “sombra de lo que ha de venir” (Colosenses 2: 17). Esto significa que aluden a cosas celestiales mayores de lo que demuestran en el ámbito terrenal.

La Biblia esta llena de “sombras o figuras”, es decir, cosas, situaciones, estilos de vida, personas e instituciones representados ordenadamente, que Dios a usado para enseñarle al hombre su Plan redentor y sus elevados propósitos de Vida Cristiana. Esto se denomina “Typos” (Gr.) o “modelo bíblico” ( Otras palabras que usa la Biblia: Figura, señal, forma, parábola, alegoría, ejemplo). Es una muestra de las cosas venideras y no la verdadera imagen de las cosas presentes (Col. 2:17- Hebreos 8: 5; 10: 1. Hebreos 10: 1 ; 1 Ped. 3: 21).

Aplicación .

La vida de Ruth es una muestra tan fidedigna de la actitud correcta del ser humano al momento de venir al Trono del Anciano de Días. Si llegamos a comprender la esencia de la vida de esta mujer aplicándola a nuestras vidas y danzas, podremos llegar a comprender la actitud de Jesucristo frente al Padre: Hágase tu voluntad.

Una Mujer, una suegra y un esposo.

La Historia de esta mujer es digna de ser llevada al cine como una de las mejores películas de drama, que es capaz de dejarlo todo, frente a un futuro incierto, superar la muerte de su esposo y llegar a tierras extrañas para encontrar allí el amor de su vida.

Tipología de los personajes centrales:

Ruth. Iglesia

Noemí. Espíritu Santo

Booz. Jesucristo

Le recomiendo leer el libro completo, y recopilar más enseñanzas de su vida. Nos detendremos en el aspecto que indica este capítulo: La adoración restaurada.

Ruth prefirió quedarse con Noemí luego de morir su esposo y de ser invitada a regresar a su tierra de origen, ella desiste de aquello, yendo con Noemí a Israel, dejando todo su pasado emocional, cultural, histórico y religioso por estar con ella.

Dentro de la vida de Ruth se da el privilegio de volver a casarse, y más aún con el hombre quizás menos cotizado de entonces Booz, la razón: era relativamente viejo; Cristo pasó lo mismo cuando llegó a la cruz, razón: rechazo del pueblo a Dios. Noemí le da ciertas instrucciones, así como el Espíritu nos instruye a nosotros, sabiendo que la bendición más maravillosa para ella sería no verla sola y abandonada cuando muriese . Sigue conmigo estos pasos. Ruth 3: 3- 4

1° Se debía lavar: Necesito ser limpio del Pecado para empezar a adorar.

Frente a la Gloria de Dios el pecado lo único que logra es destituirnos de ella, alejarnos de su resplandor, de su hermosura, de su deleitante mirada. Rom. 3: 23, sin embargo, en Cristo hemos obtenido la redención de nuestras vidas, ya no somos pecadores, acceso libre tenemos por medio de él hacia la presencia del todopoderoso, pero como alguien diría:” somos Santos que pecan”, pero hasta esto tiene su solución.

El pecado no me deja adorar, me inhabilita para ver a Dios.

2° Se debía ungir: Soy Aceptado por Dios por medio de la Gracia de Cristo y su Unción.

Esta acción representa varias cosas, entre ellas está el hecho de llegar perfumada ante Booz, un acto de seducción en los planos humanos, lo que implicaba haber pasado por el paso 1º. Además es una señal de estar preparada en lo relativo al cortejo matrimonial . En lo espiritual, en primer lugar, es una clara señal de la GRACIA DE DIOS, la cual se manifiesta sobre nosotros por medio de Cristo Jesús, es ella la que nos hace ser aceptados por el Padre, estar frente a su Gloria y experimentar de su Presencia, “porque para Dios somos grato olor en Cristo en los que se salvan……..” (2 Cor. 2: 15ª). LA Gracia de Dios es la permite que se provea el ambiente necesario en nuestra vida para que ocurran sanidades y prodigios, nuestros desánimos se transformen en gozo y fuerza, es ella la que hermosea una vida arrepentida después de pecar o de caer en amarguras, es la que os hace sonreír frente a las tormentas, y recibir de la bendición al momento de declararla sobre la iglesia. Sal. 45: 2.

Esta Acción, a niveles espirituales, nos habla de la misma UNCION DE CRISTO, la que nos capacita para ejercer con efectividad el Ministerio (más adelante se hablará de ella). Pero respecto de esto, cabe destacar que la Unción es la que nos permite, por medio de nuestra adoración, impactar a otros; Ruth se ungiría de modo que Booz sintiera el perfume y reaccionara frente a ello desposándola, así sucede en lo espiritual, ya que una vida rebosante de Unción es una vida rebosante de santidad, y sin santidad nadie está apto para ver a Dios. Heb. 12: 15.

3° Se debía vestir con lo mejor. Dar lo mejor implica una actitud y una acción.

Las vestimentas generalmente reflejan la personalidad o carácter de una persona, el caso de Ruth implicaba dar a conocer no sólo lo que era ella y quién era, sino que además debía dar a conocer lo mejor que tenía para recreación de la vista de Booz, más que un capricho femenino para seducir, era dar a conocer la intención de su corazón de ser aceptada por Booz, y para ello, se puso lo mejor de sus vestidos, los quizás más costoso, así nosotros, en una adoración restaurada, el ser entregado es mucho más poderoso que el hacer una entrega, la impersonalidad de lo último es simplemente un indicio de interés: “okay, me acerco a ti Señor, te doy mi vida, etc, etc, pero ¿me podrías hacer este favor, sí?”, cuando en realidad la actitud en primera instancia no es el acercarme por medio de la adoración para pedir “cosas”, me acerco hermosamente preparado para que Dios se sienta más que halagado, se sienta amado por mí, y que por medio de Cristo manifiesto todo lo posible, lo mejor de mí tan solo para estar cerca de él. Sabemos que Dios no mira las apariencias, sino que el corazón, pero el vestirse con lo mejor es más que ponerse una vestimenta de seda u otra cosa, recuerda la ofrenda de la viuda que dio la última blanca (moneda de la época), y Cristo se refirió a ella en que había dado más que todos los fariseos o ricos de la época, había dado todo Mc. 12.42.

Cristo nos narra en Mateo22: 1- 14 una hermosa parábola de una fiesta de bodas, luego de invitar a los convidados a ella y al no querer ellos venir, se extiende a otros, en el transcurso de la historia observamos que buenos y malos participaron de la invitación, y como toda boda, se prepararon para ella vistiéndose como debía, pero hubo uno que no lo hizo, sino que llego tal cual lo habían invitado, no se preparó ni se vistió para la ocasión. El resultado: v. 13.

4° Esperar que terminara de comer y beber. Adoro a Dios por lo que me da y hace, pero por sobre todo: por ser Dios

Está bien, tenemos el privilegio de hacer peticiones a nuestro Dios, pero nuestras prioridades a veces se trastocan con esto último, Ruth nos enseña con su ejemplo la actitud de un adorador en la presencia de Dios; bien, podría haber dicho así en ese banquete: “Hola Booz, soy Ruth, quiero casarme contigo, aceptas???”, hemmmmm, así dicho podría haber provocado en él una fuerte impresión, primero, porque esa no era la costumbre y segundo Booz hubiera dicho para sí: “mmm, esta muchacha me tiene enamorado, pero es muy “lanzada”, que desesperada está para llegar a eso, mmm, mujeres así no me convienen, capaz que sea así porque quiere mis riquezas…etc.”; tan ilusorio parece esto, pero muchas veces tenemos frente a Dios una actitud de querer hacerle sentir que somos nosotros lo más importante, cuando en realidad Él lo es. Yo adoro a Dios por lo que me da, hace, pero sobre todo por ser Dios, y la satisfacción de un adorador es ver a Dios satisfecho en el deleite de mi adoración.

5° Darse a conocer. Dios no me desatiende en su presencia.

La Biblia nos dice que ni aún nuestro suspiro queda oculto ante Dios (Sal. 38.9), el sabe muy bien quienes somos y que necesitamos. Sin embargo, producto de nuestro pecado, o las depresiones, intentamos pasar lo más desapercibidos posible, sea ante nuestros amigos y hermanos, y a veces ante Dios. Cuando venimos a la presencia de Dios, después de pasar esos períodos, creemos que quizás Él haga algo en nosotros, simplemente quizás nos mire. Jesucristo experimentó en medio de su acto vivo de adoración la situación de no ser mirado por el Padre por causa del Pecado desde el huerto del Edén. Dios dejó de mirarse así mismo en aquel momento, sintiendo la separación de su Santidad con el hombre. Y eso es tan sencillo por el hecho de que el pecado del mundo estuvo sobre él. No es que el Padre ya no lo amaba, pero era el pecado, y el precio que pagó, que por momentos Dios no pudo mirar hacia Cristo. Que terrible es ser rechazado por las personas que nos aman en los momentos mas difíciles de la vida (Mt. 27: 46.) Cristo no se lo merecía, pero de ello fue suficiente para que ahora Dios sepa quién eres tú y yo al momento de estar frente a su Gloria. Cristo no solo murió para que fuésemos salvos, lo hizo para que Dios no nos desatienda de su presencia, haciéndonos acepto por medio de Cristo. Y en él sobreabundó el pecado para que sobreabundase la gracia (Rom. 5: 20- 21). Por tanto, por momentos el pecado nos hace pasar desapercibidos ante Dios, pero por su Gracia en Cristo, El nos ve.

6° Seguirle hasta donde se acostaría a dormir. Adorar implica anhelar estar a su lado.

Sal. 84:1- 2.

El adorador, en atención al privilegio de estar frente a la presencia de Dios es más osado aún, no le basta mirar lo que rodea a Dios, estar distanciado incluso en su misma Gloria que lo llena todo, el adorador es completo cuando se funde en la esencia misma de Dios, cuando se apega todo el ser a lo que Dios es (Sal. 63: 8).

Esa noche, Ruth compartiría del sueño de Booz el lecho y e silencio de la noche, descansarían juntos, reposarían, aunque en distintas posiciones; en lo espiritual, no es sino el reposo de Dios siendo compartido con su pueblo, nosotros. La adoración nos permite experimentar de ello, entrar en el Reposo de Dios, entrar a la manifestación de Dios de modo que el creyente rinda completamente su vida al señorío de Cristo y pueda ser controlado totalmente por el Espíritu Santo, es experimentar de la paz de Dios y el descanso de andar buscando lo ya encontrado, nada más de ansiedad y preocupación, Dios es el reposo. (Heb. 4: 1- 10). Entonces, para experimentar de Su Reposo, necesariamente necesito buscarle.

7° Acostarse a sus pies. Adorar implica acallar el alma y poner mi vida y destino delante de El

Algo muy similar observamos en los acontecimiento de la vida de Jesús, cuando una mujer derramó nardo puro y enjugó con sus lágrimas los pies de él. Su ejemplo nos remite a la verdadera adoración en cuanto a la actitud del corazón de rendición de todo el ser, sin importar el derredor ni sus circunstancias.

8° Escuchar lo que deba hacer. Dios no calla frente a un adorador enamorado.

V.10- 17. No te afanes por obtener cosas de Dios, el conoce nuestras necesidades y las suple como quiere, pero además Dios te da cuando no esperas recibir nada. Ruth recibió más de lo que necesitaba, para sus necesidades presentes: cebada; y para las futuras un hombre enamorado de ella.

3 pensamientos en “NO ME RUEGUES QUE TE DEJE.

  1. Solo alguien inspirado por Dios es capas de escribir algo que llegue al corazon.
    La ayuda que se necesita en momentos dificiles la encontramos en el lugar menos esterado.
    Que Dios te siga llenando de sabiduria y amor.
    Que seas Bendecido con la uncion del Estiritu Santo.

  2. me llama mucho la atencion el slogan de “profeta silecioso” Por que silecioso? no se deberia gritar, pregonar, publicar el mensaje de Dios para su Iglesia y para el mundo?. solo es una duda que me intrigo.. quiza quiero saber el mensaje oculto en esa frase. jajaja espero no ofender.. sigamos adelante a la orden de nuestro Señor Jesucristo. bendiciones, y gracias por escribir todo esto que el Señor le revela. es mucha ayuda para los que lo leemos…

    • Hola Denniss, el nombre de esta pagina es “Profetas vivientes”, y el termino profeta silencioso es un nick nada mas, pues mi nombre es Roberto.
      y sepa bien que un profeta silencioso no es alguien que calla necesariamente, ya que el silencio habla mucho más fuerte que multitud de palabras, por ende, el silencio para muchos ya es perturbador y molesto.

      Un profetasilencioso es todo aquel predica la palabra de Dios con su testimonio y el poder de Dios, no necesita verbalizar lo que recibe supuestamente de Dios sin antes haberlo vivido, su testimonio es suficiente. Recuerde que hubo un profeta silencioso en las Escrituras, se llamaba Ezequiel, y basto la pantomima para señalar el mensaje divino.

      hay muchos profetas “habladores” que solo hacen eso: hablar palabras. Y bueno, de ahi el nick de la pagina, un contrasentido con harto sentido
      =)
      Dios le bendiga, que tenga un buen día!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s